Plan Especial de Reforma Interior Santa Coloma Vella II

Imagen virtual de la zona del PERI
Imagen virtual

El equipo municipal de gobierno del Ayuntamiento ha desencallado el PLAN ESPECIAL DE REFORMA INTERIOR (PERI) SANTA COLOMA VELLA II, DE TITULARIDAD PRIVADA (aprobado en 1999), paralizado sin ejecutar desde hace muchos años, los objetivos básicos de los cuales son:

Evitar que la zona se vaya deteriorando dado que, actualmente, hay edificios en muy malas condiciones, lo que provoca incomodidades de diversa índole a las personas que viven en esta zona.

Abrir una avenida de conexión del paseo de MossenJaume Gordi (paseo de la iglesia Mayor) con la plaza de la Vila y la Rambla.

Dinamizar una zona del centro de la ciudad con más espacios y equipamientos de titularidad pública; además de dotar a la ciudad con más vivienda de todo tipo (público y privado), y la reconversión de un equipamiento, la Escuela Manent (que aunque carece de valor patrimonial, sí que tiene un valor histórico), de privado a público.

Por el interés general

En las últimas semanas se ha producido una serie de movilizaciones en contra de este proyecto. Estas movilizaciones contrarias a este PERI PRIVADO y que acusan al gobierno municipal de especulador, tienen únicamente un interés partidista para deteriorar el gobierno municipal socialista.

Este proyecto PRIVADO no se habría puesto en funcionamiento sin la actuación del gobierno municipal. O lo que es el mismo, esta zona situada en el centro de la ciudad, habría continuado en una lamentable fase de deterioro continuo. La traducción de la no acción municipal habría sido: inmuebles cada vez más deteriorados y una sensación creciente de mayor inseguridad por parte de la vecindad más cercana. Y también una imagen cada vez más desoladora de una parte del centro de Santa Coloma de Gramenet.

Por estas razones el gobierno municipal decidió actuar, POR El INTERÉS GENERAL de toda la ciudadanía de Santa Coloma de Gramenet y, por el interés especial de las vecinas y de los vecinos que viven en esta zona, para garantizarlos la mejor calidad de vida que los asegura un entorno amable y en buenas condiciones.

En resumen, la zona se ha ido deteriorando por no ejecutarse PERI, algunas construcciones, en las cuales la titularidad privada no ha invertido en mantenimiento, se encuentran en una precariedad muy evidente, y algunos inmuebles han sido ocupados durante la última década generando molestias al vecindario.